dia-bangkok

Un dia en Bangkok

Después de nuestro desastroso primer día (leer aquí) nos despertamos con la idea de conocer mejor Bangkok y, sobretodo, evitar caer en más timos o trampas para turistas.

Y lo conseguimos, ¡o eso creemos!

Salimos del hotel y el hombre que nos timó el día anterior ya estaba en la puerta y, al vernos, vino rápidamente llamándonos: my friends, my friends… para ofrecernos, otra vez, los mercados flotantes. Debe ser lo que más comisión le da, sino no entiendo tanta insistencia.

Le íbamos a decir que nos engañó con los barcos pero al final pasamos de perder tiempo discutiendo con él, así que le dijimos que no y fuimos andando en busca del rio. Tardamos unos 10 minutos y nos aseguramos de ir al embarcadero que nosotros queríamos para coger el barco-autobús y parar delante del Gran Palacio Real (no llega el Sky Train).

Queríamos ver la zona del Palacio Real y los templos de alrededor.

Bangkok

El barco-autobús fue mucho mejor que el primer día y, aunque había gente, no íbamos como salchichas, podíamos respirar. Bajamos a la parada Tha Tien (la siguiente parada, Tha Chang, os dejará en la calle de entrada al palacio). Nada más salir, no tiene pérdida, a un lado hay el Wat Pho con el buda reclinado y al otro la entrada al Palacio Real.

Mapa templos Bangkok

Primero fuimos al Gran Palacio Real porque en teoría como más temprano, menos gente. Nosotros lo encontramos lleno de turistas y sobretodo turistas asiáticos con paraguas para el sol.

Abren a las 8 o a las 8.30, así que supongo que esa debe ser la mejor hora para no verlo lleno de gente. La entrada está al extremo opuesto del muelle y ningún día del año cierra (la típica cosa que alguien os puede decir es que está cerrado para así llevaros a otro sitio).

Para entrar al Palacio Real hay que taparse hasta los hombros y los tobillos. Las mujeres pueden ponerse un pañuelo en modo falda, pero los hombres no (una mujer en la entrada, no muy simpática, te manda directamente a la playa). Allí prestan ropa para quien no va bien vestido para entrar (dejas 200 bahts y luego te los devuelven).

La entrada nos costó 500 bahts.

Palacio Real Bangkok

El Gran Palacio Real es un enorme complejo (más de 200.000 metros cuadrados) de diferentes edificios donde, en uno de ellos, el Wat Phra Kaew, se encuentra el famoso buda esmeralda.

Palacio Real Bangkok

Muy cerca del Palacio Real, bajando una calle, se encuentra el Wat Pho, donde hay el buda reclinado más grande de Tailandia (46 metros de largo).

Wat Pho Bangkok

El precio es de 200 bahts e incluye una pequeña botella de agua. En la entrada del buda reclinado es en el único lugar donde vi letreros avisando de carteristas y que vigiláramos nuestras cosas.

Cuando nosotros fuimos, la parte de los pies del buda reclinado estaba en obras.

Buda Reclinado Bangkok

Y volviendo por la calle Th Thai Wang, te vuelves a encontrar el muelle de Tha Tien donde hay un barco que por 5 bahts cruza el rio para llegar al templo Wat Arun o templo del amanecer. Es una pena que este en restauración ya que con andamios no se puede apreciar y disfrutar bien. Seguramente es más bonito si se ve más tarde e iluminado.

Wat Arun Bangkok

Después de ver el templo de Wat Arun, teníamos planeado ver dos más (Wat Suthat y el Wat Saket), pero se nos hizo tarde y decidimos no saturarnos con tantos templos e ir al Parque Lumpini para luego ir a Khao San Road.

Wat Suthat es el templo que delante tiene un columpio gigante de 20 metros y el templo Wat Saket o monte dorado está situado en un pequeño monte que para llegar arriba del templo hay que subir 300 escalones.

Mapa Templos Bangkok

El Parque Lumpini es el parque más grande de Bangkok y es un respiro en medio de tanto caos. Como leí que lo comparaban con el Central Park de Nueva York, me lo esperaba bastante más grande pero no por eso deja de ser bonito.

Es un buen lugar para desconectar pero cuando menos te lo esperas pueden aparecer enormes lagartos (varanos). El lago, sobretodo, está lleno de estos lagartos que pueden llegar a ser de dos metros.

Parque Lumpini Bangkok

Para terminar el día, fuimos a cenar a Khao San Road, la calle más turística del centro de Bangkok (también conocida como la calle de los mochileros ya que hay cantidad de hostales alrededor) y donde hay una gran vida nocturna (empiezan a abrir sobre las 6  – 7 de la tarde).

En esta pequeña calle podréis encontrar muchas tiendas de imitaciones y souvenirs, sitios de masaje en masa, puestos donde venden bichos para comer, puestos de comida, clubs, restaurantes con música y mucho ambiente. Sobretodo en Khao San hay mucho ambiente y muchos turistas por todos lados.

A la entrada de la calle, hay miles de tuk tuk esperando presas para cazar, así que si te alejas un poco, quizá cueste más barato. A la vuelta al hotel, volvimos en tuk tuk por 150 bahts los cuatro. Al final, nos aficionamos al tuk tuk y nos gustaba mucho más que ir en taxi. Hay que probarlo al menos una vez.

Khao San Bangkok

Y así terminamos el primer día en Bangkok, poco a poco cogiéndole un poco más de cariño que el día anterior.

Previous Post Next Post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *